miércoles, noviembre 22, 2006

Adiós al termómetro de mercurio

Pilar Vegas | La Voz de Galicia

:: Como la máquina de escribir, el papel de calco o las centralitas de teléfono, dentro de muy pocos años el termómetro clínico de mercurio, el de toda la vida, será una pieza de anticuario. De hecho, antes de dos meses dejará de venderse en la Unión Europea. El motivo no es porque, como en el caso de otros inventos, se haya encontrado una tecnología mejor para medir la temperatura corporal, sino que la Comisión Europea ha escuchado las protestas por la alta toxicidad del mercurio, algo que lo hace inadecuado para su uso doméstico.